*Se trata de una enfermedad que genera dolor estomacal, reflujo e indigestión, a consecuencia de una inflamación en la mucosa gástrica (recubrimiento interno del estómago).

En México siete de cada 10 personas padecen o padecerán gastritis en algún momento de su vida debido al consumo de alimentos irritantes, alcohol, tabaco y por la presencia de la bacteria helicobacter pylori.

Se trata de una enfermedad que genera dolor estomacal, reflujo e indigestión, a consecuencia de una inflamación en la mucosa gástrica (recubrimiento interno del estómago).

Esta enfermedad se presenta tanto en hombres como en mujeres, pero hay una mayor frecuencia en el sexo femenino, y se presenta entre los 30 y 65 años de edad.

En conferencia de prensa, Erick Rebolledo Garduño, cirujano gastroenterólogo del Hospital Ángeles Metropolitano, mencionó que la gastritis, la enfermedad por reflujo gastroesofágico y la dispepsia se encuentran entre las principales causas de consulta médica.

La gastritis está en décimo lugar con casi seis mil diagnósticos al año y el consumo de alimentos irritantes, bebidas muy calientes y el uso de algunos medicamentos como los antibióticos contribuyen a su aparición.

Sobre el reflujo, advirtió que de no atenderse oportunamente puede terminar en cáncer en el esófago, porque el ácido gástrico quema los tejidos.

De acuerdo a la Asociación Mexicana de Gastroenterología, aproximadamente 40 por ciento de la población adulta en el país tiene reflujo al menos una vez al mes, y dos de cada 10 lo padece una vez a la semana.

“Las personas afectadas por reflujo suelen acostumbrarse a vivir con estos síntomas, por lo que pueden presentarse complicaciones más graves, como cáncer de esófago. Los síntomas que deben alertar para acudir con un especialista son: regurgitación, pérdida de peso, ardor en el pecho, tos y ronquidos, entre otros”, destacó el especialista.

En cuanto a la dispepsia, detalló que se trata de molestias digestivas que se localizan en la parte superior del abdomen y se pueden presentar sensación de llenado rápido, sensación de inflamación abdominal, acidez, mala digestión, regurgitaciones con naúseas y en ocasiones hasta vómito.

Durante la presentación de un nuevo gel antiácido para aliviar los síntomas de la gastritis y el reflujo, dijo que estos productos que se venden sin receta son eficientes para aliviar los síntomas, pero recomendó que después de cuatro semanas si no hay mejoría es necesario acudir al médico.

Fuente: http://www.radioformula.com.mx/notas.asp?Idn=611560&idFC=2016